sábado, 15 de marzo de 2008

Es necesario restaurar el rodezno del molino del Henchidero. De los seis del sendero, es el mejor que se conserva. La creación de un circuito cerrado de agua que puede impulsar la rueda y poner en marcha las piedras molineras, creando un encanto más en la Villa, generará una mayor llegada de turistas deseosos de cultura, paisajes y buen comer, elementos existentes en Tirajana.
















Alumnos de 1º ESO del CEO Tunte, con gran motivación, están implicados en la defensa del patrimonio etnográfico e histórico. Son los verdaderos protagonistas que trabajan por la mejora de la Ruta de los Molinos de la Heredad de Tunte, totalmente abandonada por las instituciones públicas, que deben implicarse en el desarrollo de un turismo que busca cultura, bellezas naturales que afloran en cada rincón de la Caldera de Tirajana.









No hay comentarios: